FRÍO

No amanece aún,
el día no quiere despertarse
tampoco mi mente
que insiste en letargos.
 
Solo un Cante Jondo
insinúa la tibieza de la melancolía,
pero el frío es más profundo
y pronto impone su ritmo.
 
Se siente la grandeza
de la soledad y el silencio
se siente muy bien
la parquedad del alma en hielo.
 
El sol tiene vergüenza
y la luna no salió para evitar su reflejo.
 
Solamente el viento trae el mensaje
la montaña da lecciones de amor,
solidez, frío e imponentes palabras…
yertas promesas que congelan los recuerdos.
 
Ya no ha amanecido,
la noche eterna por fin se asienta
y aleja el calor, queda en el pasado.
 
La voz ahora es seca y parca,
los ojos no destilan la alegría de un instante
y lejos quedaron las palabras buenas.
 
Pero quedan cenizas
a la espera de retorno de brillo
y del calor de un mar que parpadea.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: