ILÍA

«Y, vosotras, plantas y flores, que enjugáis mi amargo llanto, decidle que, amor más grande, jamás visteis bajo el cielo.» Idomeneo KV366 Zeffiretti Lusinghieri

Como parte del conjuro
el camino a tu sonrisa se ha escondido.

Se interponen bemoles y estribillos
y cual ritornello,
se repiten las metáforas
y volvemos a los mismos desaciertos.

Princesa universal
lejana y bella,
alzas tu canto para salvarte
y logras dominar todo lo incierto.

Poderosa en bondad
trascendente, decidida,
amansaste el destino a discreción
con tan solo un verbo.

Como parte del conjuro
los poemas llevan la luz
de los momentos perdidos.

(Y también de la ilusión intacta)

Llevas contigo la salvedad
y la paciencia del dolor
en cada instante de recuerdo.

Pero la paz también
y sobre todo,
el impulso de vivir
reinando altiva
sobre el porvenir perfecto.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: