CARDINALES I

BOREAL
 
Mi padre,
con la sencillez pactada
y las noticias siempre buenas.
 
Despierto y tranquilo
reconociendo el rumbo
que trazaran sus pasos desde siempre.
 
Sabio y calmo
un don de claridad
cuando llegan las tormentas.
 
Y siempre a la espera
de los recuerdos sutiles
que se acercan insinuando
los segundos de algún olvido.
 
Mi padre,
con la frente en alto
sereno y firme
recibiendo con orgullo el viento
y satisfecho por las cumbres merecidas.
 
Todos los laureles
y mi voz sextante
encontrando en el un sol
que traza para siempre el recorrido.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: