LIMERENTE

«No es obsesión, no es desespero, es simplemente un amor tan intenso y puro que el alma no entiende de distancia, desprecio u olvido.» Leopold Delgatie of Hay, Dorset 1919

 
Después de todas las tormentas
y las ruinas de todo lo vivido,
queda intacto el amor descrito en versos.
 
Los momentos plenos
sobrepasan los instantes del olvido
y mis ensoñaciones son mas fuertes
que cualquier desprecio.
 
Tengo el amor intacto,
la esperanza perdida
y los poemas al viento.
 
Tengo mis necedades buenas
y la diáfana intención
de ser el bardo que profese fantasías.
 
Tengo mis poemas frescos
grabados en el espacio
resguardados en mi rincón secreto.
 
Soy fiel a las metáforas
que se vuelven promesas
cada vez que hay un delirio.
 
Sigo firme ante el silencio
y respeto las fronteras
elevadas por todo tu mutismo.
 
Aquí estoy,
con la locura altiva
y la cordura esbelta,
esperando redenciones.
 
Abierto al tiempo
y expectante,
cesante voluntario a nuevos ritmos.
 
Aqui estoy sin sufrimiento
pero con el pulso atento
a cada guiño.
 
Sentado, leyendo
espero una señal
para retomar sin dudas
de nuevo el camino prometido.

MANTRA

Paso, canto y rito
tu voz en mi memoria
y mis versos en tu ritmo.
 
Paz, más, damos
alegría profunda
plenitud de tus silencios en mis sueños.
 
Pacto, manto
resguardados del dolor y del olvido.
 
Poema en mantra
respiro y vida,
certeza de sabernos verso.
 
El poder de un ritmo puro
y vibramos en el justo instante
en el que anudamos nuestros sueños.
 
Paso, canto y rito
tu beso en mi memoria
y mis labios prometiéndonos delirios.
 
Paz, más, somos
juntos elevando…
recordando para siempre nuestro encuentro.

VIERNES DE BONDAD

Viernes de bondad
cuando la mañana invita
a los cantos de las aves
y al aroma del silencio.
 
Las calles se atiborran
del odio compartido
pero es viernes y mis ojos
amanecen en paz frente a los tuyos.
 
Viernes de bondad
y tu aliento en un suspiro
define la certeza del amor,
me llena de alegria
y siento que lo nuestro se hace eterno.
 
Viernes de bondad
tus ojos en mi vida
y mi vida para siempre en tus momentos.
 
Juntos
en un viernes de bondad
y borramos el pasado
con instantes plenitud y besos frescos.
 
Somos la verdad que refresca el universo.

MARBELLA

Tus ojos, Mar de luna
noches de miel y de brisa que acaricia.
 
Tu piel tensada al tacto
vibrando cada fibra
y borrando las huellas del pasado.
 
La historia ya no importa
porque los pasos te han traído
a mis costas tan mediterráneas.
 
Tus labios en flor y sinceros
articulando un beso y un te amo en suspiros…
sonrojas los versos antes del poema.
 
Calma de mi mar
que el viento cela,
deliro de mi rastro elevando la memoria.
 
Tu nombre, mar y cielo
tu motivo de amar
cercana al infinito.
 
Certeza de un pacto
sellado con silencio
y para siempre
resguardado y protegido del destino.

GRACIAS

A las calles de nostalgia
donde dejé mis versos
resonando en cada esquina.
 
A los ojos transeúntes
que con guiños festejaban
el paso del poeta y el clamor del laberinto.
 
A los imponentes muros
las torres de historias frescas
a pesar de todos sus siglos.
 
A las noches eternas
y al paseante alivio
recibiendo la energía de las pobladas calles.
 
A tu presencia en mis segundos,
a tu sonrisa grabada en mis pupilas
(el cariño que no sabe de distancia)
 
Al arte en cada esquina
y a mis anhelos simples,
reposar mis manos en tu canto.
 
Y a tu voz pausada y limpia
que acaricia hasta el alma…
habito para siempre tu universo.

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: